Osiris
English: Osiris

El dios egipcio Osiris.

Osiris es un dios y rey mítico del Antiguo Egipto. Según la mitología egipcia fue el inventor de la agricultura y la religión y su reinado fue beneficioso y civilizador. Murió ahogado en el Nilo, asesinado en una conspiración organizada por Seth, su hermano menor. A pesar del desmembramiento de su cuerpo, fue devuelto a la vida por el poder mágico de sus hermanas Isis y Neftis. El martirio de Osiris le valió para conquistar el mundo del más allá, donde se convirtió en juez soberano y supremo de las leyes del Maat.

Durante el Imperio Medio de Egipto la ciudad de Abidos se convirtió en la ciudad del dios Osiris, atrayendo a muchos fieles en busca de la eternidad. La popularidad de esta ciudad se basaba en sus fiestas de Año Nuevo y en la posesión de una reliquia sagrada, la cabeza del dios.

Durante el primer milenio a. C. mantuvo su condición de dios funerario y juez de las almas. Sin embargo, su asociación a las crecidas del Nilo y, por ello, como dios de la fertilidad, adquirieron protagonismo, aumentando así su popularidad entre la población nilótica. Los colonos griegos que vivían en Menfis adoptaron su culto hacia el siglo IV a. C. en su forma local de Osiris-Apis, el toro sagrado muerto y momificado. Los gobernantes lágidos introdujeron este culto en su capital, Alejandría, en forma de Serapis, el dios sincrético grecoegipcio. Después de la conquista de Egipto por los romanos, Osiris e Isis se exportan a Roma y a su imperio, donde se mantienen, con altibajos, hasta el siglo IV d. C., cuando fueron finalmente desplazados por el cristianismo tras la prohibición del paganismo por el Edicto de Tesalónica.

Las primeras representaciones de Osiris se remontan al siglo XXV a. C. y su culto duró hasta el siglo VI d. C., cuando el templo de Isis en la isla de File, el último existente en Egipto, fue clausurado en torno al año 530 por orden del emperador Justiniano.[1]

Introducción

Etimología

Osiris
en jeroglífico
D4
Q1
A40

Wsjr

El teónimo Osiris es la transliteración al alfabeto latino del griego antiguo Ὄσιρις,[5]​ Según la visión egipcia, las fuerzas destructivas están en perpetua lucha contra las fuerzas positivas; frente a esto, Seth se opone a su hermano Osiris, símbolo de la tierra fértil y abastecedora

Primeros testimonios

Puerta falsa de la tumba del sumo sacerdote de Ptah Ptahshepses (Museo Británico).

Osiris es una de las principales deidades del panteón egipcio. Sin embargo, los orígenes de su culto son todavía muy poco conocidos. Las primeras referencias de Osiris de las que se tiene constancia se remontan al siglo XXV a. C. y se sitúan a finales de la IV o principios de la dinastía V de Egipto. Su nombre Osiris se identifica por primera vez en una formulación de ofrenda dirigida a Osiris y Anubis por una probable hija de Kefrén, Hemetre, hija real y sacerdotisa de Hathor, que murió bajo el reinado del faraón Shepseskaf, el último gobernante de la dinastía IV; la inscripción aparece en el dintel de la entrada de su tumba en Guiza.[6]

La primera representación de Osiris es incompleta, ya que aparece en un fragmento del templo alto del faraón Dyedkara Isesi; el dios aparece como una figura masculina con una larga peluca divina.[7]

Otro de los testimonios arqueológicos más antiguos es una inscripción en la que figura el nombre de Osiris en el dintel de la tumba del sumo sacerdote de Ptah Ptahchepses, que murió bajo el reinado del faraón Nyuserra. Descubierto en Saqqara, la gran necrópolis de Menfis, el dintel se conserva en el Museo Británico de Londres.[8]

Los Textos de las Pirámides, que contienen letanías y encantamientos recitados durante las ceremonias funerarias reales, grabados en las paredes de las cámaras funerarias del faraón Unis, último miembro de la dinastía V, no permiten asegurar dónde y cuándo apareció el culto a Osiris, sin embargo, el Capítulo 219 hace referencia a diversos lugares de culto ubicados en varias ciudades del valle del Nilo, incluidas Heliópolis, Busiris, Buto, Menfis y Hermópolis Magna. Sorprendentemente Abidos no se menciona en esta lista.[10]

Arquetipos y asociaciones

Según el egiptólogo francés Bernard Mathieu, la aparición de este dios fue el resultado de una decisión real, porque su culto se extendió rápidamente por todo Egipto durante los inicios de la dinastía V.[13]

Osiris se relaciona con otras deidades. En Busiris, en el Bajo Egipto, asumió los atributos de Andyety, el dios guardián de esta localidad desde la prehistoria;[19]​ La necrópolis tinita estaba situada en Abidos, donde Osiris asimiló a Jentiamentiu, el «Señor de los occidentales», una deidad funeraria cercana a Upuaut y representada en la forma de un perro negro.

Representaciones

Estaba íntimamente ligado a la monarquía egipcia y se le veía como un rey muerto y luego deificado y sus atributos son, por tanto, los de los faraones. Aunque estaba considerado un gobernante de todo Egipto, sus representaciones lo muestran solo con la corona blanca Hedjet, un símbolo del Alto Egipto; esta corona tiene la forma de un gorro alto que se estrecha hacia arriba y termina en una protuberancia, aunque con Osiris tradicionalmente solía complementarse con dos grandes plumas laterales, probablemente de avestruz, y que se conoce como corona Atef. Sus otros símbolos reales son el cetro de Heka y el flagelo de Nekhekh que sostiene con las manos cruzadas sobre el pecho. Al ser un dios muerto, sus representaciones lo muestran como un cuerpo momificado en posturas diversas: acostado en su lecho funerario, sentado en el trono o de pie como un ser que ha vencido a la muerte.[20]

Epítetos

Dignitario, de nombre Psamétik, presentando una imagen de Osiris (dinastía XXVI, Museo del Louvre).

Osiris es un dios complejo cuya presencia se manifiesta en todo el territorio egipcio. Integra múltiples facetas; sus funciones como dios funerario son bien conocidas, pero también es una divinidad que vela por el buen funcionamiento del universo. Su acción beneficiosa se manifiesta en la aparición de las estrellas o en el ciclo estacional de la vegetación.[23]

Osiris, el Ser-Bueno Señor de la Vida,

Osiris, Señor del Universo,
Osiris, Amo del Templo de Abidos,
Osiris, dios Saa y dios Orión,
Osiris, Señor de los Templos del Sur y del Norte, (…)
Osiris-Ptha, Señor de la Vida,
Osiris, Príncipe del Re-stau, que habita en las Montañas-necrópolis,
Osiris, que mora en Anti, Sehtet, Nedjeft, (…)
Osiris-Sokari de Ped-Seh y de Pesg-Re,
Osiris, que habita en su ciudad,
Osiris, que habita en el Cielo,
Osiris Nebjesti, el del gran cuchillo,
Osiris, Señor de la Eternidad,
Osiris, que habita en las aguas y dispone la suerte de las batallas,
Osiris, Príncipe recubierto de vendas de momia,

Osiris, Señor de Tanent y de Nedbit, (…)