Historia del software libre y de código abierto

Mapa conceptual del software libre.


La historia del software libre y de código abierto como lo conocemos actualmente, se remonta a inicios de los años 1980, época en la que la mayoría de software era privativo y surgió la necesidad, por parte de algunos programadores, de crear proyectos que impulsaran la creación de software libre.[2]

Es importante señalar que el software libre y de código abierto, no debe ser confundido con el llamado "freeware"; el software libre y de código abierto suele ser gratuito, lo que puede llevar a confusión. El FOSS (acrónimo en inglés para free and open source software) también puede ser comprado y vendido. La confusión es aún mayor en países de habla inglesa por la ambigüedad de la palabra free que significa tanto libertad, como gratuidad.

Esta es una línea del tiempo acerca de cómo el software libre y de código abierto ha existido y evolucionado desde su concepción.

Antes de 1957

Los conceptos de «código abierto» (fuente abierta) y de «compartición libre de información» existen desde mucho antes de la existencia de computadoras y del software. En los primeros años del desarrollo automotriz, la ALAM (siglas en inglés para Association of Licensed Automobile Manufacturers en español «Asociación de fabricantes de automóviles autorizados»), un grupo de monopolizadores de capital, eran propietarios de los derechos de la patente de un motor de gasolina de dos tiempos archivada por George B. Selden.[3]​ La nueva sociedad entabló un nuevo acuerdo de licencia múltiple entre todos los fabricantes de automóviles de Estados Unidos: aunque cada compañía desarrollaría tecnologías y presentaría patentes, estas patentes serían compartidas abiertamente y sin intercambio monetario alguno entre todos los fabricantes.[3]

Algunos de los principios fundamentales del software libre, surgieron de filosofías de cooperación y sinceridad, ampliamente establecidas en los campos académicos y de la investigación científica (en este caso, ciencia computacional).

Richard Stallman, fundador de GNU y la FSF.

Algunas comunidades de software, que pueden compararse con la comunidad del software libre actual, existieron por mucho tiempo antes que el movimiento del software libre y el término "software libre" existieran.[5]

En los años 1958 y 1959 y en los años 1960 casi todo el software era producido en masa por académicos e investigadores corporativos en colaboración y no era visto así mismo como un producto. Los sistemas operativos eran ampliamente distribuidos y mantenidos por comunidades de usuarios. El código fuente, la versión leíble para humanos del software, era distribuido con el software porque los usuarios modificaban el software ellos mismos para arreglar errores de programación o agregar nuevas funcionalidades.[7]

Se formaron grupos de usuarios como los de IBM 701, llamados «SHARE», y los de Digital Equipment Corporation, llamados "DECUS"; formados para facilitar el intercambio de software. Así en esa era, el software era libre en cierto sentido, no por algún esfuerzo realizado por usuarios o desarrolladores de software, sino porque el software era desarrollado por la comunidad de usuarios. Para finales de los años 1960 se empezó a producir un cambio: al evolucionar los sistemas operativos y los compiladores de lenguaje de programación, los costos del software de las compañías se incrementaron dramáticamente. Una naciente, aunque después creciente industria del software estaba compitiendo con el software incluido al hardware de los fabricantes (el costo de los programas precargados estaba incluido en el precio del hardware), las máquinas arrendadas requerían soporte del software al tiempo que no se proveía la renta del software, y algunos clientes capaces de satisfacer de mejor manera sus propias necesidades[8]​ Mientras algún software continuaba publicándose de manera gratuita, existía una creciente cantidad de software que era vendido únicamente.

En los años 1970 AT&T distribuía las primeras versiones de UNIX sin costo al gobierno y a investigadores académicos, pero estas versiones no permitían su distribución ni la distribución de versiones modificadas, y por ende no eran software libre en la acepción moderna de la frase.

A finales de los años 1970 y principios de los años 1980, los vendedores de computadoras y compañías de software empezaron a cobrar por licencias de software de manera rutinaria, comercializándolas como "Productos Informáticos" e imponiendo restricciones legales a los nuevos desarrollos de software, ahora vistos como activos, a través de derechos de autor, marcas registradas y contratos de arrendamiento. En 1976, Bill Gates marcó el gran cambio de era cuándo escribió, su ahora famosa Carta abierta a los aficionados, mandando el mensaje de que lo que los hackers llaman «compartir» era, en sus palabras, «robar». Por ejemplo, en 1979, AT&T empezó a hacer cumplir sus licencias restrictivas cuando la compañía decidió que podrían generar utilidades vendiendo el sistema Unix.[9]

La llegada de Usenet al principio de los años 1980 conectó aún más a la comunidad de programadores y facilitó, a los programadores, una forma más simple de compartir su software y de contribuir al software que otros hayan escrito.[10]

Lo que persiste de la época

Mucho software libre que fue desarrollado en los años 1970 y en los años 1980 aún continúa siendo utilizado, incluyendo el simulador de circuitos integrados SPICE,[11]TeX (desarrollado por Donald Knuth) y el sistema de ventanas X. El sistema de ventanas W sentó las bases para el sistema de ventanas X, pero tenía muchas diferencias fundamentales. El desarrollo del sistema de ventanas X fue simultáneo al del proyecto GNU, sin embargo GNU de ninguna manera fue responsable del desarrollo del sistema de ventanas X.