Fuerza aérea

Una fuerza aérea, también conocida en algunos países como un ejército del aire o una aeronáutica militar entre otros nombres, es en el sentido más amplio, la unidad militar nacional que lleva a cabo principalmente la guerra aérea. Más específicamente, es la rama de las fuerzas armadas de una nación responsable de la guerra aérea, a diferencia de un ejército (rama terrestre), armada (rama marítima) u otras ramas. Típicamente, las fuerzas aéreas se encargan de obtener el control del aire, llevar a cabo misiones de bombardeo estratégico y proporcionar apoyo a las fuerzas de superficie.

Las fuerzas aéreas consisten normalmente en una combinación de aviones de caza, bombarderos, aviones de transporte, helicópteros y otras aeronaves. Algunas fuerzas aéreas también son responsables de operaciones militares en el espacio, misiles balísticos intercontinentales (ICBM) y equipos de comunicaciones. Muchas fuerzas aéreas tienen el mando y control de otros activos de defensa aérea como artillería antiaérea, misiles superficie-aire, o sistemas defensivos y redes de alerta con misiles antibalísticos.

Organización

Un moderno Eurofighter Typhoon en vuelo.
Un Super Étendard de la Armada Argentina reabasteciendo en vuelo.

La fuerza aérea opera generalmente con distintos tipos de aviones, entre los que se encuentran los siguientes:

Dos Saab JAS 39 Gripen húngaros en vuelo.

Algunas fuerzas aéreas operan con satélites destinados a mejorar las comunicaciones, realizar reconocimientos más efectivos, etc.

Cabe destacar que por cada aeronave en servicio existe todo un grupo de personas destinadas a operar eficazmente la misma. Este grupo incluye el piloto, responsable de la aeronave cuando esta se encuentra en vuelo, el navegante, el personal de mantenimiento, los controladores de tránsito aéreo, los encargados de la comunicación de la aeronave con su centro de control y el personal administrativo. En algunas fuerzas aéreas hay funcionarios responsables de las armas nucleares estratégicas y también de los misiles balísticos intercontinentales (ICBM). Aunque los principales dirigentes de las fuerzas aéreas son generalmente pilotos o ex pilotos de las mismas, la gran mayoría del personal de la fuerza no lo es. Algunas fuerzas aéreas operan con artillería antiaérea, paracaidistas, destinados a la defensa por tierra de las bases aéreas, e incluso con sus propias fuerzas especiales en tierra, encargadas de operaciones de rescate, vigilancia y control del espacio aéreo.