Canal de Erie
English: Erie Canal

Trazado actual del canal de Erie.

El canal de Erie (actualmente, perteneciente al Sistema de Canales del Estado de Nueva York) es una histórica vía fluvial del norte de los Estados Unidos, dentro del estado de Nueva York. Abarca desde Búfalo (Nueva York) en el lago Erie hasta Albany en el río Hudson, conectando los Grandes Lagos con el océano Atlántico.

Aunque el canal fue propuesto por primera vez en 1807, no fue hasta 1817, encomendado por el entonces gobernador DeWitt Clinton, cuando la Compañía del Canal del Niágara comenzó los preparativos para su construcción. Se inauguró en 1825. Conecta a los Grandes Lagos con la ciudad de Nueva York y contribuyó enormemente al asentamiento del Medio Oeste, permitiendo el transporte de personas y provisiones.

Ha sido ampliado varias veces midiendo actualmente 547 km de largo, 46 m de ancho y 4 m de profundidad. Es usado principalmente para la navegación de recreo, siendo parte del Sistema Acuífero del Estado de Nueva York.

Historia

Lockport en 1839.

El año 1800, típicamente se necesitaban dos semanas y media para ir de Nueva York a Cleveland, Ohio (a 740 km); y 4 semanas a Detroit (985 km).[1]

Durante los siglos XVIII y XIX los residentes del litoral tenían claro que había que conseguir un sistema de transporte hacia el oeste más eficiente.[2]​ En aquellos tiempos había proyectos para Virginia y Maryland.

La primera sección del canal fue completada en 1819, inaugurándose, una vez finalizado el canal, el 26 de octubre de 1825. Tiene una longitud de 584 km (363 millas), 12 metros (40 pies) de ancho y 1,2 m (4 pies) de profundidad. Tuvo 83 compuertas, cada una de 27 m por 4.5 m (90 pies por 15 pies). Permitía navegar a barcos de carga con un desplazamiento de 68 toneladas. El canal de Erie fue la primera ruta de transporte que desbancó a los carros tirados por animales entre la costa este de los Estados Unidos y el oeste interior, recortando los costes de transporte hacia las tierras inexploradas del oeste cerca de un 95 %. Como resultado de la construcción del canal surgió una importante población en el oeste del Estado de Nueva York, abriendo de este modo el establecimiento futuro en tierras cada vez más al Oeste.

El éxito del canal du Midi de Francia (1681), el canal de Bridgewater de Gran Bretaña (terminado totalmente en 1769) y el Eiderkanal (1784) impulsaron en Estados Unidos la canalmanía.

George Washington hizo un esfuerzo para convertir el río Potomac en un enlace navegable hacia el oeste.