Beaux Arts (arquitectura)

La Arquitectura de «Beaux Arts»[2]

El estilo de arquitectura "Beaux Arts" influenció el estilo de Estados Unidos en el período 18851920. Otros arquitectos europeos del período 1860-1914 tendieron más bien a gravitar hacia sus propios centros académicos nacionales, que enfocarlo a París. Los arquitectos británicos del Clasicismo Imperial, en un desarrollo que culminaba en los edificios del gobierno de sir Edwin Lutyens en Nueva Delhi, siguieron un curso algo más independiente, debido a la política cultural seguida a finales del siglo XIX.[4]

El Palais Garnier es uno de los emblemas de la arquitectura de estilo Beaux Arts denominado por Émile Zola como "el opulento bastardo de todos los estilos".

Características del estilo Beaux-Arts

Aunque el estilo "Beaux Arts" incorpora un acercamiento a un espíritu regenerado dentro de las grandes tradiciones más bien que a un sistema de motivos de adorno, las características principales de la arquitectura de Beaux-Arts pueden ser resumidas:

  • Simetría.
  • Jerarquía de espacios, desde "espacios nobles"—grandes entradas y escalinatas— a otros más utilitarios.
  • Referencias más o menos explícitas a una síntesis de estilos historicistas y de una tendencia al Eclecticismo. Se esperaba que un arquitecto trabajara fluidamente un número de "maneras", siguiendo los requisitos del cliente y los planos diseñados.
  • Precisión en el diseño y ejecución de una gran profusión de detalles arquitectónicos: balaustradas, pilastras, paneles de bajorrelieves, esculturas de figuras, guirnaldas, cartuchos, con una gran prominencia de voluminosos remaches (agrafes) y cornisas de apoyo.
  • Sutil uso de la policromía.

En vísperas de la Primera Guerra Mundial, el estilo empezó a encontrar mayores competidores entre los arquitectos del Modernismo y el naciente Estilo Internacional. El prestigio de la École dio al estilo "Beaux Arts" una segunda oportunidad en armonizar los nuevos modos con el entrenamiento tradicional. Todos los arquitectos en prácticas pasaban a través de las etapas obligatorias, estudiando los modelos antiguos, construyendo los analos, análisis reproduciendo modelos griegos o romanos, estudios de "bolsillo" y otros pasos convencionales en la larga competición por las pocas y deseables plazas de la Academia de Francia en Roma (contenida en Villa Médici) con los requisitos tradicionales de enviar a intervalos los dibujos de presentación llamados los envois de Rome.[Aclaración requerida]