Balduino de Bélgica

Balduino de Bélgica
Baudouin of Belgium 1969.jpg
Balduino de Bélgica.
Rey de los belgas
17 de julio de 1951 - 4 de abril de 1990,
5 de abril de 1990 - 31 de julio de 1993
PredecesorLeopoldo III
SucesorAlberto II
Información personal
Nombre secularBaudouin Albert Charles Léopold Axel Marie Gustave
Otros títulosDuque de Brabante
Conde de Henao
Nacimiento7 de septiembre de 1930
Castillo de Stuyvenberg,
Laeken, Bruselas,
BélgicaFlag of Belgium (civil).svg Bélgica
Fallecimiento31 de julio de 1993
(62 años)
Villa Astrida,
Playa Granada, Motril,
EspañaFlag of Spain.svg España
EntierroPanteón Real de la Iglesia
de Laeken
, Bruselas,
BélgicaFlag of Belgium (civil).svg Bélgica
Himno realLa Brabanzona
Familia
Casa realCasa de Sajonia-Coburgo-Gotha
PadreLeopoldo III
MadreAstrid de Suecia
ConsorteFabiola de Mora y Aragón
(1960 - 1993)
Carrera militar
CondecoracionesVéase Condecoraciones

FirmaFirma de Balduino de Bélgica
Coat of Arms of the King of the Belgians (1921-2019).svg
Escudo de Balduino de Bélgica

Balduino de Sajonia-Coburgo-Gotha y Bernadotte (en francés: Baudouin Albert Charles Léopold Axel Marie Gustave de Saxe-Cobourg et Gotha; Laeken, 7 de septiembre de 1930-Playa Granada, Motril, 31 de julio de 1993) fue el quinto rey de los belgas desde la abdicación de su padre Leopoldo III en 1951 hasta su fallecimiento en 1993. Casado desde 1960 con la dama española Fabiola de Mora y Aragón, no tuvo descendencia y su hermano menor le sucedió con el nombre de Alberto II.

Vida y reinado

Era hijo del rey Leopoldo III y de su primera esposa, la princesa Astrid de Suecia. Se convirtió en quinto rey de los belgas por la abdicación de su padre el 16 de julio de 1951, y reinó hasta su muerte. El 15 de diciembre de 1960 contrajo matrimonio en la catedral de San Miguel y Santa Gúdula de Bruselas con la aristócrata española Fabiola de Mora y Aragón, la ceremonia fue oficiada por el cardenal italiano Giuseppe Siri. De este matrimonio no tuvo descendencia.

Durante su reinado se produjo la independencia del Congo (en 1960) que puso fin al estatus de Bélgica como potencia colonial.

Oposición a la Ley del Aborto

En 1990 el Parlamento, en acuerdo con el Gobierno, aprobó una ley propuesta por Roger Lallemand y Lucienne Herman-Michielsens, que ampliaba los supuestos legales del aborto. Sin embargo, el 30 de marzo de 1990, el Rey Balduino pidió al Primer Ministro Wilfried Martens la búsqueda de una solución constitucional al problema moral que le ocasionaba tener que firmar una ley que iba en contra de sus profundas convicciones cristianas, afirmando que "su conciencia no le permitía firmar la ley": un acto sin precedentes en la historia belga.

Como en la mayoría de monarquías constitucionales modernas, el Rey es el Jefe de Estado y su sanción real (es decir, su firma en cada proyecto aprobado por el Parlamento) es necesaria para que una ley entre en vigor. Después de la segunda guerra mundial, el afianzamiento de los principios democráticos hicieron que nunca un Monarca rehusara su sanción, pues la mayoría parlamentaria tiene completa legitimidad para dictar leyes, cayendo en desuso las facultades del Rey para vetarlas.

Tras varios intentos por convencer al Rey para que otorgase la sanción real, se adoptó una solución de compromiso: el 4 de abril el Rey Balduino delegó en el gabinete el ejercicio de sus facultades, invocando el artículo 82 de la Constitución belga, que se refiere a "la incapacidad temporal para reinar del representante de la Corona". El gobierno de Wilfried Martens asumió temporalmente la Regencia; y en ejercicio de ella, el Consejo de Ministros firmó y sancionó la ley, la cual pudo entrar en vigor. Fue el gobierno el que decidió recurrir al artículo 82 de la Constitución, pero esa decisión fue aceptada por el Rey.

El 5 de abril, por 245 votos a favor, 93 abstenciones, 57 parlamentarios ausentes y sin ningún voto en contra, el Parlamento de Bélgica declaró que había cesado la incapacidad temporal del Rey Balduino, quien reasumió sus funciones como Rey de los belgas. [2]