Alejandro I de Serbia

  No confundir con Alejandro I de Yugoslavia

Alejandro I
Rey de Serbia
AlejandroIDeSerbiaEn1900.jpg
Alejandro de Serbia.
Información personal
Nombre secularAlejandro Obrenović (en cirílico serbio: Александар Обреновић)
Reinado6 de marzo de 1889 -
11 de junio de 1903
Coronación2 de julio de 1889
Nacimiento14 de agosto de 1876
Belgrado, Reino de Serbia
Fallecimiento11 de junio de 1903
(26 años)
Belgrado, Reino de Serbia
EntierroIglesia de San Marcos, Belgrado
ReligiónIglesia ortodoxa serbia
PredecesorMilan I
SucesorPedro I
Familia
Casa realObrenović
PadreMilan I
MadreNatalija Obrenović
ConsorteDraga Mašin
RegenteNatalija Obrenović
(1889 - 1893)
Royal Coat of arms of Serbia (1882–1918).svg
Escudo de Alejandro I

Alejandro I o Alejandro Obrenović (en cirílico serbio: Александар Обреновић; Belgrado, 14 de agosto de 1876-ibíd., 11 de junio de 1903) fue el último rey de Serbia de la dinastía Obrenović; reinó entre la abdicación de su padre en 1889 y su asesinato, cometido en 1903.

Biografía

Infancia

Alejandro era el hijo mayor del rey Milan I de Serbia y de su esposa, Natalija Obrenović. Su padre pertenecía a la dinastía Obrenović, que había gobernado Serbia con grandes dificultades, debido principalmente a la oposición de un clan rival, los Karageorgevic.

Reinado

Alejandro ascendió al trono serbio tras la inesperada abdicación de su padre, Milan I en 1889;[1]​ y al año siguiente decidió abolir arbitrariamente la Constitución liberal de 1889 promulgada por su padre, y restauró la de 1869.

Durante la guerra greco-turca de 1897 mantuvo una estricta neutralidad. Ese mismo año llamó a Serbia a su padre, que se encontraba en el exilio, y en 1898 lo nombró comandante en jefe del Ejército serbio. Durante esta época, Milan fue considerado el gobernante de facto del país.

Matrimonio y colapso de la monarquía

El rey Alejandro con Draga Mašin (c. 1900)

El 5 de agosto de 1900 Alejandro I contrajo matrimonio con Draga Mašin,[3]​ afrontando la oposición de sus padres y de su gabinete de gobierno. La reina madre Natalija se opuso frontalmente a aquel matrimonio entre su hijo y una plebeya, y por ese motivo tuvo que exiliarse. El rey Milan por su parte, que en el momento del compromiso se encontraba en Carlsbad (actual Karlovy Vary) haciendo gestiones para casar a su hijo con una princesa alemana, y el primer ministro, Vladan Đorđević, que estaba visitando la Exposición Universal de París, expresaron su oposición dimitiendo de sus cargos respectivos. Desde ese momento, Alejandro tuvo grandes dificultades para formar un nuevo gobierno. La oposición contra la boda sólo se apaciguó un tanto cuando el zar Nicolás II de Rusia envió sus felicitaciones al rey de Serbia, aceptando ser el principal testigo de su boda.

A pesar de todo, el matrimonio debilitó la posición del rey ante el Ejército y el pueblo.[1]​ Desde el momento en el que se anunció la boda, la opinión pública se volvió en su contra. Se percibía a Alejandro como un joven totalmente seducido por una mujer mucho mayor que él. Muchas personas juzgaron que gran parte de los errores del rey Alejandro se debían a la nefasta influencia de su esposa. Hubo incluso rumores de que Alejandro, que no tenía hijos, nombraría sucesor al trono a su cuñado, el hermano de la reina Draga.

Este último gesto fue la gota que colmó el vaso. El 10 de junio de 1903 tuvo lugar un golpe de Estado en Belgrado,[4]

Tras el sangriento fin de la dinastía Obrenović, la dinastía rival, los Karađorđević, ascendieron al trono serbio.[4]